14.10.13

Validez de contenido (2 de 3): Exploración del concepto

Autor: Dr. José Supo

Este procedimiento lo realizamos únicamente si nos encontramos en las dos últimas situaciones: cuando el concepto está parcialmente definido o cuando el concepto aún no está definido, porque si encontramos que el concepto está plenamente definido, entonces construir un instrumento cuyo contenido alcance el constructo no tiene ninguna dificultad.

Como lo habíamos mencionado, cualquiera puede elaborar un examen de aritmética que involucre la suma, resta, multiplicación y división a fin de evaluar el nivel de conocimientos en un grupo de niños previamente entrenados.

Sin embargo, en las otras dos circunstancias, cuando el concepto está parcialmente definido o cuando el concepto no está definido, debemos explorar el concepto y esta tarea se realiza mediante una aproximación a la población, para lo cual utilizaremos la herramienta denominada entrevista a profundidad. ¿Qué es una entrevista a profundidad? Y ¿A quién o quienes debemos realizarla?

En este momento debemos anunciar que existen dos niveles de exploración: a nivel de la población y a nivel de expertos, veamos el primer caso exploración a nivel de la población es cuando entrevistamos a los sujetos que más adelante serán objetos de evaluación; y el segundo caso a nivel de expertos, es cuando entrevistamos a personas que no siendo investigadores conocen más que nosotros acerca del tema que deseamos medir.

En nuestro ejemplo acerca de las costumbres que tienen a la hora del parto las mujeres de una región alto andina en el sur del Perú, la población de estudio son las mujeres gestantes porque de ellas queremos conocer sus costumbres, son ellas las que expresan su culturalidad a la hora del parto y son a ellas a quienes más adelante les vamos a brindar una atención intercultural, ellas corresponden a nuestras unidades de estudio.

Pero también tenemos a las parteras, mujeres que empíricamente ayudan a atender el parto a aquellas gestantes que no acuden al hospital para atender su parto o para tener un parto institucional. Ellas tienen un largo recorrido atendiendo el parto a estas mujeres, conocen incluso mejor que las propias gestantes, las costumbres a la hora del parto, pero estas parteras no constituyen el objeto de estudio, por lo tanto no corresponden a las unidades de estudio, son expertas en cuanto a las costumbres regionales, y a aun no siendo investigadores nos ayudarán en la construcción del instrumento.

Identificadas las dos instancias o niveles en los que podemos realizar nuestra entrevista a profundidad, ahora veremos en qué consiste.

Una entrevista a profundidad no es más que una conversación, donde el entrevistador estimula y conduce un discurso continuo, cuyo único marco es el de la investigación; y se hace con una sola pregunta; nos dirigimos a  las parteras y les preguntamos ¿cuáles son las costumbres que tienen a la hora del parto las mujeres de esta región?, y a medida de que vayan surgiendo las respuestas del entrevistado iremos formulando interrogantes adicionales; aquí no hay un libreto, es una entrevista no estructurada, no tenemos un listado de preguntas que vamos a realizar.

Solamente tenemos una pregunta, el contenido y la profundidad de la entrevista no estructurada es adaptable y susceptible de aplicarse a toda clase de sujetos, incluso si no tienen una formación académica o escolar, perfectamente se puede aplicar en situaciones diversas, se trata de una entrevista netamente cualitativa y es holística porque busca explorar y descubrir las características en la persona entrevistada de manera amplia.

 No hay reglas; el objetivo es identificar las percepciones personales que tienen a nivel individual cada uno de los evaluados, no clasifica, no tiene interés en tabular los datos, lo único que se busca con este procedimiento es encontrar el mayor número de características que nos puedan emitir y enunciar las personas entrevistadas.

Los únicos limites que le ponemos a esta conversación son los propios de la  investigación y el discurso debe correr entre estos causes,  no hay otra forma de explorar el concepto, incluso es posible que las personas a quienes estemos entrevistando no tengan la formación académica, no conozcan la terminología técnica que a veces utilizamos y por ello tendremos que adaptarnos  a su propio lenguaje.

De algún modo debemos traducirles lo que nosotros queremos conocer, no hay otra forma de conocer estos hechos, para lograr el éxito de la entrevista abierta debemos saber con antelación cuál es la finalidad de la entrevista. En nuestro ejemplo, conocer las costumbres a la hora del parto que tienen las mujeres de esta región.

También debemos contar con una forma de registro del dialogo, idealmente este registro debe ser en formato de audio, porque introducir un tablero, una hoja donde vamos a escribir las características que nos van mencionando los entrevistados, puede perturbar la conversación y el dialogo con estas personas.

En esta parte no hay que preocuparse por no contar con un instrumento, porque precisamente estamos tratando de elaborar uno. Como nuestra necesidad es construir un instrumento, los resultados que obtengamos de esta entrevista, no tienen posibilidad de ser generalizamos, no son inferenciales, no tienen el carácter universal, la única finalidad que tienen es el de la exploración.

Todas estas características en su conjunto, hacen pensar que la entrevista a profundidad es más arte que ciencia y no estamos equivocados al pensar así, porque no cualquiera puede entrevistar con eficiencia a un grupo de mujeres que no tienen la misma formación académica o profesional que el investigador.

El éxito de la entrevista también depende de la empatía que se produce entre el entrevistador y el entrevistado para obtener la mayor cantidad de información posible en este procedimiento; por lo tanto, algunos investigadores tendrán más éxito que otros a la hora de explorar conceptos  mediante la aproximación a la población e indudablemente el investigador también tiene que ser considerado un experto dentro de este tema, pues es el portador de esta línea de investigación, es el que está iniciando el estudio de un nuevo tema.

Entonces, la exploración del concepto que deseamos medir se desarrolla en dos situaciones: el primer caso es cuando el concepto está parcialmente definido los resultados de la entrevista complementan la información que hemos encontrado mediante la revisión de la literatura;


El segundo caso es cuando el concepto aún no está definido, la exploración del concepto es el único medio para proveernos de información vital que nos permitirá a partir de ese momento construir el instrumento que deseamos elaborar y la exploración del concepto se realiza mediante la técnica de recolección de datos denominada “la entrevista de investigación”, específicamente “la entrevista a profundidad”.

¿Quieres saber más? descarga el ebook "Como validar un instrumento" aquí

José Supo
Médico Bioestadístico

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada